Se encuentra usted aquí

El Sol como protagonista en las Fiestas de la Mercè (2008)

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS
El Sol, símbolo de la Mercè en la Ciutadella.
Niños pedeando para hacer correr sus coches con energía humana.
Exhibición de las obras de arte solares de Los colores del Sol.
Grupo de niños elaborando sus ingenios eólicos.
Lectura del manifiesto de la Marcha eléctrica con la regidora Imma Mayol, el presidente de la Fundación Tierra Jordi Miralles, y Josep Viver de la asociación ADTS.

El punto de vista ambiental en las fiestas de la Mercè 2008

Este año las Fiestas de la Mercè de la ciudad de Barcelona han contado, más que nunca, con un espacio único a nivel cultural y ambiental en el Parque de la Ciutadella. Bajo el lema “El sol en todas las culturas”, una amplia programación de actividades, espectáculos y talleres ha sorprendido a los visitantes del parque con propuestas relacionadas con las culturas del mundo y la sostenibilidad ambiental.

Detrás de los talleres ambientales situados a lo largo del Paseo de los Tilos estaba la Fundación Tierra, herencia de los anteriores Festivales Solares . Este año había media docena de talleres y juegos funcionando durante todo el fin de semana del 20 y 21 de septiembre. Más de 80.000 personas pudieron ver y disfrutar del evento. Con una estética muy colorista y festiva, todo el parque respiraba rincones de creatividad y respeto con el entorno. Los visitantes salían del parque transformados por unas propuestas muy particulares que sólo se pueden dar en un oasis de naturaleza y paz como es este gran parque en el centro de la ciudad.

Como clásico estuvo presente el taller “Los colores del Sol”, un taller fantástico que premite a pequeños, jóvenes y público ver como la energía del Sol se puede aprovechar para hacer electricidad de forma inmediata y en este caso, aprovecharla para crear una obra artística con pinturas ecológicas sobre cartón reciclado.

Mas abajo la gente de L’Obrador organizó un taller para hacer elementos relacionados con la energía eólica con materiales reciclados o aprovehcados; pequeños cometas voladores, molinillos de viento y flechas llenaron manos y cabezas de pequeños entusiasmados. El taller muy bien preparado y dirigido con un gran equipo de monitores, permitía que una gran cantidad de personas participaran a la vez creando y personalizando sus elementos eólicos.

También se pudieron ver las demostraciones y escenografía del “Solar Xef”, la actividad que explica las posibilidades de aprovechamiento del Sol en la cocción de alimentos, y también los recursos para el ahorro energético en esta actividad. Complementariamente, otro espacio con 4 cocinas solares iba preparando y sirviendo tés a los visitantes del parque.

Una actividad que también despertó mucha expectación fue la que se pudo realizar con la colaboración del Institut Català de l’Energia, “Scalextric a Fuerza de pedales”. Por turnos, grupos de 7 niños y niñas a partir de 8 años, se montaban en unas bicicletas estáticas, y pedaleando con todas sus fuerzas hacían correr unos coches de scalextric, haciendo una carrera con su propia energía. Con unas cuantas vueltas los niños se hacían una idea de la energía que cuesta mover un cochecito con la fuerza humana.

Un juego que sorprendió mucho fue “El Sol en el mundo”. En este juego por equipos, había que relacionar unas tarjetas con imágenes de paísees del mundo, con su pareja que contenía la palabra “Sol” con el idioma del país. Al ir haciendo parejas se iba ubicando el país en una mapa mundi de radiación solar, y se veía que el Sol no se percibe igual en todos los países del mundo.

Imágenes de las actividades ambientales

Por último, y como actividad especial del domingo por la mañana, se volvió a convocar la “Marcha Eléctrica de la Mercè”, una concentración y paseo por la ciudad de cehículos eléctricos y solares. Una cuarentena de vehículos participaron en la concentración atendiendo las curiosidades de los vistantes del parque, y después siguieron el recorrido marcado de más de 10 km por Barcelona, decorados con globos de soles y gorras visualizando su compromiso para una mobilidad más sostenible y dando una muestra que ya hay vehículos ecológicos que no generan emisiones locales para cuando es necesario un transporte privado. El desarrollo de esta actividad contó con la implicación de entidades colaboradoras como ADTS y varios establecimientos de vehículos eléctricos.

La previsión de mal tiempo hizo que la asistencia fuera un poco más reducida que el año anterior, pero la marcha fue un éxito y acabó con la lectura del manifiesto “Más recarga pública y eléctrica” y las palabras de la regidora Imma Mayol que no se perdió este evento ya plenamente incorporado en las fiestas de la ciudad. Sus declaraciones manifestaron que en esta legislatura ya se podrán encontrar en la ciudad puntos de recarga de vehículos eléctricos, una demanda muy reclamada por parte de los conductores responsables desde hace años.

Marcha Eléctrica de la Mercè
21 de septiembre de 2008 de 11 a 14h


Concentración popular para todas aquellas personas que tienen un vehículo eléctrico o solar, es decir, que no emita emisiones en su funcionamiento o utilice energías renovables. Esta es la exhibición de vehículos motorizados no contaminantes más grande de la ciudad la cual en esta edición tuvo el siguiente recorrido:

11 a 12h – Concentración e identificación de los participantes en la Plaza Prim del Parque de la Ciutadella
12’15h – Parlamento y salida de los vehículos por la Sra. Imma Mayol, concejala del Ayuntamiento de Barcelona
12’30h – Marcha Eléctrica de la Mercè
14h – Llegada al Parque de la Ciutadella, lectura del manifiesto para una movilidad más sostenible y disolución de la Marcha Eléctrica

Recorrido de la Marcha
Salida Plaza Prim, Paseo Picasso, Paseo Lluís Companys, Ronda Sant Pere, Roger de Llúria, Aragó, Paseo de Gràcia, Avenida Diagonal, Via Augusta, Avenida Príncep d'Astúries, Plaza Lesseps, Travessera de Dalt, Escorial, Camèlies, Sardenya, Pi i Margall, Plaza Joanic, Paseo de Sant Joan, Paseo Lluís Companys, Paseo Picasso, llegada a la Plaza Prim.

Imágenes de la Marcha Eléctrica de la Mercè

También acompañaba a todo eso un Corredor Verde, un pasillo naturalizado en el medio del paseo que presentaba la idea que está en proyecto de unir el parque de la Ciutadella con Collserola por una avenida prioritaria para peatones y ciclistas. También había proyecciones de películas al aire libre por las noches, algunas de las cuales con claros contenidos ambientales y denuncias de abusos sociales y ecológicos. También los espacios de comida relacionados con el Festival Asia facilitaban vajillas compostables o reciclables. Algunos podían descansar en un espacio Chill-out solar, donde se podía relajarse en una hamaka y escuchar música tranquila (con electricidad generada por el pedaleo en unas bicis), y muchos espectáculos diseminados por el parque invitaban a los vistantes a disfrutar de propuestas originales, creativas y de pequqño formato huyendo de las actividades de masas.

Tenemos que agradecer especialmente la colaboración y el apoyo del Ajuntament de Barcelona (Medio Ambiente y el Institut de Cultura) y el Institut Català de l’Energia por haber hecho posible que un año más sea realidad que la Mercè pueda contar con un espacio de cultura ambiental que está visto que tiene que seguir creciendo.